Plantar tomates en maceta

por | 13 marzo, 2017

Comenzamos a plantar tomates en Madrid. Para ello vamos a dividir la labor de plantar tomates en todos sus pasos y a responder las primeras preguntas que pueden ir surgiendo:

Plantar tomate en maceta

RESUMEN GENERAL EN LA PLANTACIÓN DE TOMATE

  • Se planta en semillero y una vez tiene una altura de 10cm o 4 hojas se pasa a maceta
  • La maceta posterior debe ser de una profundidad de unos 45-50cm
  • Necesita un suelo rico.  La tierra de la maceta 60% fibra de coco y 40 % hummus de lombriz (o compost).
  • Se coloca una guía para sujetar la planta de tomate
  • La planta de tomate necesita al menos 6 horas de sol al día.
  • Se riega 1 vez a la semana
  • Se cosecha a las 3 meses de su plantación.

CONDICIONES GENERALES CULTIVO DE TOMATE

TEMPERATURA

  •        Temperaturas nocturnas: 15-18 ºC
  • Temperaturas diurnas 21-25 ºC
  • Temperatura de parón de desarrollo vegetativo: 12 ºC
  • Temperatura por debajo de los 7 ºC no es beneficioso.

TIERRA

Una primera de una mezcla compuesta por un 60% de fibra de coco y un 40% de humus de lombriz. También podría ser una mezcla compuesta por un 60% de fibra de coco y un 40% compost.

La fibra de coco es un material inerte que no tiene ningún nutriente, pero es muy poroso y esponja el sustrato con lo cual facilitaremos la aireación, y además pesa muy poco. Los nutrientes los encontramos en el humus de lombriz y en el compost.

La fibra de coco es un material inerte que no tiene ningún nutriente, pero es muy poroso y esponja el sustrato con lo cual facilitaremos la aireación, y además pesa muy poco. Los nutrientes los encontramos en el humus de lombriz y en el compost.

Veámos cómo plantar los tomates. Para la siembra se necesita, además de las semillas, una buena maceta alargada (un metro o medio metro), con una profundidad de aproximadamente medio metro y tierra suficiente para llenarla.

1. Semillero para tomates

Como semillero no necesitas ningún semillero especial. Puedes ver la sección de semilleros.

2. TRASPLANTAR LOS TOMATES

CUANDO TRASPLANTAR LOS TOMATES

Los tomates debes trasplantarlos una vez compruebes que ya esta la planta formada y tiene el tronco robusto, esto es muy orientativo, pero la naturaleza va por su camino y en algunas ocasiones va mas rápido y otras mas lento. No obstante desde la germinación al trasplantado 60 días máximo.

El periodo en el que debes trasplantar los tomates va de Marzo a Junio, siempre dependiendo de la variedad de tomate y nuestra localización.

Tamaño de maceta para tomates

Es de las cosas más importantes para asegurar el éxito de la planta. Cuanto más grande mejor. Por supuesto, sabemos que no todos tenemos el suficiente espacio en nuestro hogar, balcón, terraza o patio, por lo que dentro de las limitaciones de espacio, intenta que sea lo más grande posible.

De forma general, una buena maceta para cultivar una planta de tomates es la que tiene una profundidad de unos 46 cm, siendo proporcional de ancho. Así las raíces podrán desarrollarse con suficiente espacio.

PREPARAR LA TIERRA PARA PLANTAR TOMATES

Planta los tomates con una separación de 45 a 90 cm (18 a 36 pulgadas). En los climas cálidos, debes separarlos a la mitad de la distancia sugerida, especialmente si usas jaulas para tomates. La distancia normal recomendada suele ser para plantas de tomates que pueden cubrir de manera abundante el suelo, mientras que plantarlas juntas en jaulas permite a la planta dar sombra sobre los frutos, evita que se quemen y les proporciona un sabor más dulce.

 

ENTUTORAR

3. MANTENIMIENTO TOMATES

RIEGO DE TOMATES

Tras colocar la maceta en la terraza, preferiblemente en un lugar dónde reciba sol la mayor parte del día y, habiendo removido previamente la tierra se introducen las semillas a una profundidad de un dedo en su longitud. Después hay que regar con abundante agua y esperar algo más de una semana hasta que crezcan los primeros brotes. Es recomendable, durante éste primer periodo, cubrir la maceta con papel film, para que absorba el sol y ejerza cierto efecto invernadero que favorecerá el desarrollo de las semillas.

Hemos visto cómo plantar tomates en la terraza, ahora hay que regar la siembra una o dos veces por semana y tener algo de paciencia. Al cabo de varias semanas (unos 80 días) comenzarán a brotar pequeños tomates de las plantitas, que podrán comerse cuando se vean rojos y maduros.

Al momento de regar la tomatera hay 2 puntos muy importantes: El cómo regarla y cuánta agua darle. Las hojas de esta planta son muy propensas a adquirir enfermedades, por lo cual al momento de regar la planta de tomate es de vital importancia no mojar las hojas de ésta. Por otro lado a la tomatera le desagrada el exceso de humedad, por lo cual se recomienda no regar la planta con mucha frecuencia pero sí verterle una buena cantidad de agua cada vez que se riegue.

Deja de regarlas después de 10 días y asegúrate que la planta reciba de 3 a 8 cm (1 a 3 pulgadas) de lluvia semanalmente. Si no, debes proporcionarle unos 7,5 litros (2 galones) de agua a cada una “por semana”, comenzando desde el final de la segunda semana después de haberlas trasplantado.

  • Riégalas a profundidad de 2 a 3 veces a la semana. Riega cada planta con unos 3 a 4 litros (0,75 a 1 galón) cada vez y aumenta la cantidad cuando la planta crezca y cuando el clima sea más caliente.
  • Si el clima es seco y caluroso, te recomendamos regarlas con más frecuencia y con bastante agua.
  • Espera 1 o 2 semanas después de haberlas trasplantado para poner un mantillo de paja, hierba seca o pinaza para controlar la mala hierba y mantener el terreno húmedo durante la estación seca. El mantillo debe tener un espesor de 3 cm (1 pulgada) y un diámetro de 30 cm (12 pulgadas) alrededor del tallo. La pinaza es buenísima para ayudar a elevar la acidez de la tierra.
    • Peligro: no debes mantener la tierra continuamente húmeda o “empapada”, sino matará las raíces y hará que el tallo se enferme (hongos), especialmente en climas muy cálidos o de calor extremo.

La planta de tomates por naturaleza es una planta trepadora por lo cual necesita ser estacada desde el principio. Lo ideal es poner un soporte vertical de 1,5 metros junta a ella al momento de plantarla en el lugar definitivo. A medida que la tomatera vaya creciendo habrá que ir amarrándola al soporte para ir dirigiendo su crecimiento, las amarras no deben ser muy apretadas esto para no cortar el ensanchamiento del tallo principal.

La planta de tomate puede crecer mucho y llegar a ser una planta muy dispersa, pero esto no es tan bueno, porque puede que no de frutos. Lo mejor es despuntar las ápices principales (Cortarle las ramas de la punta) de la planta después de que haya alcanzado una altura de un poco más de un metro. También es una buena practica despuntar con los dedos los pequeños brotes que surgen donde se unen los pecíolos con el tallo principal.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *